Inspiracional

De bajada

Cuando estoy triste: EL ME CONSUELA

Cuando estoy sin ánimo: EL ME ABRAZA

Cuando no puedo dormir: EL ME ARRULLA

Cuando no puedo dejar de llorar: EL ME TRANQUILIZA

Cuando me quiero alejar: EL ME ATRAE

Cuando no sé como seguir: EL ME GUÍA

Cuando mi pecho está apretado: EL ME DICE CONFÍA

Cuando los nervios llegan en montón: EL ME LLAMA A TENER PAZ

Cuando la ansiedad se quiere volver mi reina: EL ME RECUERDA QUE EN MI CORAZÓN, solo uno puede tener el trono.

La semana pasada recibí una llamada que me provocó todo eso que escribí arriba, mi mejor amigo desde hacía 17 años, se había ido.

Cuando murió mi abuelita yo estaba en la Universidad, mis amigos me ayudaron a llegar a casa.

Cuando murió mi tío (quien también fue mi guía espiritual y pastor) ellos me abrazaron y esperaron que llegaran por mi.

Recuerdo esas escenas porque fueron muy “de bajada” para mi, su amistad me hizo tanto bien.

La semana pasada nuestro grupo de tres físicamente pasó a ser de dos.

Claro que estoy de bajada, estamos. No podemos consolarnos personalmente, los tres estamos lejos. Pero nuestros corazones siguen juntos.

Escribirlo es parte de mi “despedida” si entre comillas porque cuando amas no despides, guardas el recuerdo, guardas su olor.

A veces creemos que al acercarnos a Dios, ya no habrá más sufrimiento, o dolor, o seremos inmunes a los días “de bajada”. Pero lo que sucede no es eso, lo que sucede es que cuando esos días llegan (porque llegan) ya no estamos más solos, dice en Isaías 43:2

Cuando pases por las aguas, yo estaré contigo; y si por los ríos, no te anegarán. Cuando pases por el fuego, no te quemarás, ni la llama arderá en ti.

La palabra de Dios da por hecho que sucederán cosas que nos van a doler, pero de todas ellas nos librará Dios.

Vamos aprender, crecer, madurar, cambiar nuestra manera de ver la vida, nos preocuparemos menos por lo que antes nos preocupábamos y nos ocuparemos más de lo que antes no nos ocupábamos.

Sí, la vida cambiará, sí, la vida te pondrá “de bajón”, sí vas a llorar, y no, sientes que nada te puede ayudar, y que ese dolor jamás va a pasar, y ante eso te comparto la palabra de Dios en Juan 14:7

Les dejo un regalo: paz en la mente y en el corazón. Y la paz que yo doy es un regalo que el mundo no puede dar. Así que no se angustien ni tengan miedo.

Dios nos deja este regalo tan maravilloso llamado paz, una paz sobrenatural, encontrada en la oración, meditación, comunión con Dios. Cuando aprendes a callar tus pensamientos destructivos y comienzas a dejar que sus pensamientos te inunden, entonces esa paz empieza a entrar.

En momentos de dificultad en tu vida, ¿quién te consuela?

Porque si no te da paz entonces no es Dios.

Si hoy estás de bajada, permíteme hacer una oración contigo:

Padre Celestial, ya no puedo más, creo que no hay nadie más como TÚ, que me puede ayudar a sanar, por favor ayúdame, sálvame, entra en mi corazón, en mis decisiones, en mis pensamientos, te entrego el ruido que me atormenta y te pido ayuda para tranquilizar mi alma, te doy el control de mi vida, quiero el regalo de tu paz. Te quiero a ti, te necesito a ti Jesús, tú que experimentaste el dolor hasta la muerte, tú que sabes lo que siento, ven y abrázame. Dame la fuerza y sabiduría para pasar este momento.Yo creo en ti Dios y en la vida eterna que tú me das. Te entrego todo de mi.En el nombre de tu hijo amado Jesús. Amén

Si haz perdido a un ser amado, deseo tu corazón sea apapachado con los colores del amanecer, con los sonidos de las aves al cantar, con el viento al soplar, con las olas del mar, con la sombra de los árboles al pasar, con la lluvia al caer, con un mágico atardecer, con el silencio de la noche y el espectáculo de brillo en las estrellas al oscurecer.

Te deseo que tus emociones conecten con la naturaleza que puedes ver y eso te lleve a ver al INVISIBLE y entonces puedas ir y tomar ese regalo sobrenatural.

Siempre te voy a extrañar. En memoria de mi amigo Daniel Arciniega.

2 comentarios sobre “De bajada

  1. Lo siento mucho Jay se que no existen palabras que pueda decirte para animarte te mando un fuerte abrazo y que Dios llene de paz amor y acoja a la familia de tu amigo Te quiero Mucho

Deja tu comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s